Mi perro no hace sus necesidades ¿Qué hago? Aquí la respuesta

Mi perro no hace sus necesidades, no caga, no defeca. Se puede decir de muchas formas y es una de las preocupaciones más frecuentes de los dueños de perros. El estreñimiento significa defecación ausente, poco frecuente o difícil. 



Los perros sanos tienen una o dos deposiciones al día. Esto varía con el individuo y la dieta. Un día o incluso dos sin heces no es un motivo de preocupación, si las heces permanecer normales en tamaño y pasan sin dificultad. Pero cuando se retienen las heces en el colon durante dos o tres días, se convierten en secas y duras, y se hacen muy complicadas de evacuar. 
mi-perro-no-caga
Ten en cuenta que el estreñimiento también se produce en los perros con colitis, obstrucción de la vejiga, y obstrucciones anorrectales. Es importante asegurarse de que el perro no sufre uno de estos otros problemas antes de tratar el estreñimiento. Las colitis (inflamaciones o infecciones en el colon) son las que más a menudo se confunden con el estreñimiento. Sin embargo, son fáciles de diferenciar si eres un poco observador@. Recuerda que un perro con colitis pasará primero por una fase de muchas deposiciones pequeñas que contienen moco y / o sangre. 



¿Por qué tu perro no defeca?
  • Muchos perros de mediana edad y mayores son propensos al estreñimiento.
  • Una causa predisponente es que el perro no toma  suficiente agua. Con una  deshidratación leve, el agua es adsorbida del colon, lo que deshidrata las heces. 
  • La ingestión de materiales extraños, como astillas de hueso, pelo, hierba, celulosa, telas, papel, y otras sustancias es una causa bien reconocida de estreñimiento agudo y crónico. El material no digerible se mezcla con las heces para formar  masas pétreas en el colon. 
  • Muchos de los medicamentos de uso común en los perros causan estreñimiento como efecto secundario. 
  • El hipotiroidismo es una causa ocasional de estreñimiento crónico. 
  • La urgencia de defecar también se puede anular voluntariamente. Algunos perros desarrollan tales inhibiciones durante el entrenamiento para no defecar en su hogar. Del mismo modo, cuando están solos en casa durante mucho tiempo, anulan la necesidad de defecar. Los perros también pueden ser reacios a vaciar sus intestinos cuando están hospitalizados o de viaje. 
Tratamiento del estreñimiento  en los perros
  • Asegúrate de proporcionar al perro acceso a agua limpia y fresca en todo momento. 
  • El estreñimiento asociado a la ingestión de cuerpos extraños tales como astillas de hueso se puede corregir mediante la eliminación de la fuente y dándole galletas de perro en su lugar. 
  • Los perros mayores que tengan una actividad intestinal reducida, pueden ser ayudados preparándoles el pienso remojado con agua a partes iguales  y dejando que la mezcla repose durante 20 minutos, antes de dársela. 
  • Los perros que inhiben voluntariamente la defecación, pueden ser ayudados, paseándolos con frecuencia para darles muchas oportunidades para hacer sus necesidades. Cuando el perro está de viaje, puede ser necesario administrarle un laxante leve. 



Laxantes para perros

Los productos que contienen lactulosa, que debe ser prescrito por tu veterinario, se encuentran entre los laxantes más seguros y más eficaces. También se puede obtener un efecto laxante osmótico suave mediante la adición de leche a la dieta en cantidades que superan la capacidad de  la enzima intestinal lactasa. La lactosa, al no poder ser adsorbida, atrae agua hacia el intestino, provocando el efecto laxante. 

leche-perros

El laxante basado en una solución salina de hidróxido de magnesio (leche de magnesia) actúa de manera similar, sin embargo, el hidróxido de magnesio está contraindicado en perros con insuficiencia renal. Los laxantes estimulantes aumentan la fuerza del peristaltismo intestinal.  Un laxante estimulante de uso general es el bisacodilo (Dulcolax). La dosis para perros es de 5 mg a 20 mg por día. Estos laxantes no deben usarse en perros que tengan una obstrucción intestinal, porque pueden causar graves daños. Consulta a tu veterinario antes de dar a tu perro cualquier laxante. 
Un experimento reciente, ha demostrado que la pasta de higos también es un laxante eficaz en perros:

Effects of Ficus carica paste on constipation induced by a high-protein feed and movement restriction in beagles.
Lab Anim Res. 2011 Dec;27(4):275-281.


Prevenir el estreñimiento en el perro

Una buena hidratación, una dieta contra el estreñimiento, y el ejercicio regular, junto con la adición de fibra a la dieta, si es necesario, son la mejor prevención frente al estreñimiento. Una forma cómoda de proporcionan la fibra es darle al perro  pienso comercial formulado para perros mayores.  Otra manera de proporcionar fibra adicional es añadir un laxante de volumen,de manera diaria en la comida del perro. Los laxantes ablandan las heces y promueven una defecación más frecuente.  Uno de los más usados es el salvado de trigo (de 1 a 5 cucharadas, 15 a 75 ml por día). 

El aceite mineral es un laxante lubricante que facilita el paso de heces duras a través del canal anal. Sin embargo, el aceite mineral interfiere con la absorción de vitaminas solubles en grasa, por lo que la administración diaria o frecuente puede causar una deficiencia de vitaminas. La mejor manera de dar un aceite mineral al perro, es añadirlo una o dos veces a la semana en la comida, a una dosis de 1 a 25 ml, dependiendo del peso del perro. No administres nunca  aceite mineral mediante una jeringa, ya que es insípido y puede ser aspirado en los pulmones. Alternativamente, se puede intentar administrar el aceite por el año, vía rectal.

Para leer la segunda parte de este artículo, pincha aquí.

Entradas populares

Cláusula de exención de responsabilidad

Nota importante:el contenido disponible en esta página es meramente formativo y no sustituye en ningún caso a la opinión de un profesional. Se recomienda acudir a la consulta veterinaria antes de tomar cualquier determinación sobre el estado de salud de su perro. Esta web no es oficial de ninguna marca o producto. Todas las fotografías expuestas pertenecen a sus respectivos dueños y se muestran únicamente con fines informativos. La mayoría de las imágenes proceden de Wikimedia Commons, base de datos de imágenes libres de copyright.